RIBERA ALTA TRADICIONES

240

Ribera Alta Tradiciones

La Ribera Alta de Navarra es un lugar especialmente dado al mantenimiento y exaltación de sus fiestas y tradiciones. Muchas de ellas hunden sus raíces en el tiempo, mientras que otras son más recientes, eso sí, todas reflejan la forma de hacer y sentir de una tierra.

La música, la danza, los encierros, la gastronomía, etc. son los protagonistas de las fiestas populares. Ritos paganos conviven con las tradiciones religiosas a lo largo de las cuatro estaciones. La Ribera Alta guarda como un tesoro su  folclore, rico y variado, en el que los planes para descubrir sus costumbres son casi infinitos.

Las fiestas aquí son esencialmente populares. Alrededor de un programa más o menos institucional se organiza la fiesta de la calle, donde la gente, tanto local como visitante, es la auténtica protagonista.

Ajo de Falces

Más información

El ajo rojo es el producto por excelencia de Falces.Este elemento culinario, de extraordinarias  cualidades para la salud, alcanza una calidad inigualable cuando es sembrado en las tierras de la Ribera Alta de Navarra.

Así pues, para ensalzarlo como es debido, cada último domingo de julio se lleva a cabo la, ya popular, Feria del Ajo de Falces. En ella se desarrollan diferentes, exposiciones, coloquios, degustaciones, etc., sin olvidar la propia venta de ajos, todo ello dentro de un ambiente festivo.

Esta relación entre Falces y el ajo se remonta a siglo XVII, cuando los falcesinos, hartos de pagar diezmos al Marqués y la Iglesia por sus cultivos, decidieron introducir el del ajo que al ser un fruto nuevo no estaba sujeto al pago de diezmos ni primicias. Por eso se extendió rápidamente su cultivo, haciendo de la localidad una de las más importantes en el cultivo de ajos.

 

 Belén viviente de peralta

Más información 

Peralta cada año retrocede 2000 años en el tiempo para celebrar uno de los actos navideños más coloridos y curiosos de Navarra. La localidad entera se transforma en un inmenso belén donde se escenifican situaciones de la vida cotidiana de hace dos milenios mientras el párroco de la localidad, narra el auto de la celebración por megafonía. Esta gran obra de teatro, en la que participan cientos de peralteses, se desarrolla por el casco antiguo de la villa, en un recorrido de aproximadamente un kilómetro, desde la iglesia de San Juan Bautista hasta los alrededores del Campanar.

Y a lo largo del trayecto el visitante encuentra de todo: sinagoga, botica, palacio del gobernador Quirino, donde históricamente se encontraba el registro, lechería, posadas, panadería, alfareros, costureros, molineros, bailarinas… y por supuesto, José, María y el Niño en el portal. Tampoco faltan las degustaciones gastronómicas con puestos de chistorra, castañas, palomitas, tortas, migas, vino y queso. Un buen plan navideño.

Brócoli de Funes

Funes se ha convertido en un destacado productor de esta verdura desde hace ya años. De hecho, la calidad del brócoli que aquí se produce es más que reconocida a nivel regional y nacional.

Durante varios días en el mes de Noviembre tienen lugar en las Jornadas gastronómica de este alimento. En ellas, tienen lugar diferentes actividades: charlas y master class de reconocidos chefs, ronda de pinchos, concurso de cocina, etc. todo ello, con el brócoli como elemento estrella.

Como no puede ser de otra manera, todos los actos de estas jornadas concluyen con degustaciones populares de las diferentes creaciones ya que lo que distingue verdaderamente al brócoli de Funes es su extraordinario sabor. Si esto se hace en buena compañía, el plan es redondo.

Cardo de Peralta

Uno de los grandes manjares de la huerta navarra, por su finura y por sus cualidades dietéticas es el cardo. Desde hace ya muchos años, Peralta se ha convertido en un destacadísimo productor de esta verdura. Sus tierras, su clima y su mimado proceso de cultivo crean la combinación perfecta para la obtención de esta auténtica delicia culinaria.

Existen dos variedades fundamentales que se cultivan en la localidad. El cardo blanco, especialmente apreciado para comer en ensalada. El cardo verde, para comer cocido, siendo su preparación más habitual con aceite de oliva, ajo y jamón.

En los últimos años, grandes restauradores han recuperado este producto para los platos de la nueva cocina. Empieza a estar presente en los menús de los grandes restaurantes, poniendo sobre la mesa el nombre de Peralta y su huerta.


Encierro del Pilón

Uno de los encierros de reses bravas más singulares de del mundo tiene lugar en la Ribera alta de Navarra, concretamente en Falces. Cada día de sus fiestas patronales (agosto) un buen número de valientes recorren los 800 metros de cuesta con una gran pendiente, que transcurre el filo de una ladera, teniendo a un lado monte y al otro un barranco. El firme irregular de la cuesta hace  más espectacular y arriesgada la carrera delante de las diez vacas. Emoción a raudales.

Desde el s. XVIII, las reses, al no existir transporte, se traían a Falces por el monte, para no atravesar la vega del río. Los falcesinos subían a la cuesta para ver el ganado que se había de lidiar y de paso acompañarlo hasta los corrales del pueblo. Así nace lo que hoy conocemos como el “Encierro del Pilón


Cómo llegar         Más información

Feria del caballo

 

El día 12 de Octubre, Marcilla se convierte en la Capital absoluta del Caballo, un día plagado de actividades y eventos entorno a este bello animal: mercadillo, exhibiciones, carreras, concursos, exposiciones, etc.

Hay otras dos jornadas que acompañan al día grande. La primera de ellas está marcada por el concurso de calderetes, que se celebra en los fosos del castillo, y que cuenta con gran participación de público local. La segunda, se centra en la artesanía, llevando a cabo, en el centro del pueblo, un gran mercado de productos hechos a mano: alimentación, joyería, juguetes, menaje, etc.

Además de esto, “la Feria” cuenta con un amplio programa para todos los públicos, similar al de las “Fiestas Grandes” con conciertos, encierros de reses bravas, atracciones para los más pequeños y mucho más.


Fiestas patronales

Quizá una de las cosas que mejor se les da a las gentes de la Ribera Alta es mantener vivas sus tradiciones y festejarlas como se merecen. Las celebraciones aquí son variadas y accesibles, con el objetivo de que todo el que quiera, pueda disfrutar de ellas.

Pero sin duda existen un momento que destaca por encima de los demás en cuanto al programa festivo y a la afluencia de gente, las fiestas patronales.

Tienen lugar entre los meses de agosto y septiembre: Falces (durante diez días comenzando el antepenúltimo domingo del mes de agosto), Funes (del 8 al 15 de agosto), Marcilla (del 23 al 30 de agosto), Peralta (durante nueve días comenzando el primer sábado de septiembre). Son los días más esperados para olvidar las dificultades del año y sumirse en el disfrute.

Charangas, gigantes, toro de fuego, conciertos, actuaciones infantiles, encierros de reses bravas, comidas populares, verbenas, fuegos artificiales, etc., forman parte de los programas en los que no faltan los tradicionales actos religiosos como salves y procesiones.

You might also like More from author

Leave A Reply

Your email address will not be published.